martes, 23 de marzo de 2010

2ª Media Maratón de León

El domingo estuvimos corriendo en León, por segundo año consecutivo y los que nos dejen, corrimos por sus calles disfrutando de la hospitalidad de sus gentes y por qué no decirlo de uno de los recorridos más llanos que podemos encontrarnos en nuestro país.
Pero la historia de esta media no la puedo contar desde el domingo, todo empezó el sábado...

La víspera
El sábado habíamos quedado Beatriz y yo por la mañana para poner rumbo a La Bañeza, donde nos esperaban sus abuelos todo hospitalidad y cariño, lo que ya se ha convertido en otra buena costumbre. Yo antes estaba desayunando en un bar de nombre innombrable en mi lugar de trabajo y vi algo que me sorprendió gratamente.
Era la primera vez que entraba a este bar, el café estaba muy bueno pero lo mejor el camarero. Un hombre más cerca de la edad de jubilación actual, si nadie lo jode, profesional como hacía mucho que no veía y preocupado por sus parroquianos, de gesto impasible con la misma cara les pone una tostada que les alecciona. Reprendía a uno de ellos: "Paco, aléjate de la máquina, que luego Ana se va a disgustar" "Si no se va a enterar", le contestó el otro y seguidamente el camarero impasible le espetó: "En cuanto la vea pasar por la puerta". Me pareció un gesto simple, pero de ésos que hacen nuestro entorno algo mejor, en vez de dejar pasar las cosas y pensar que unas monedas más le vendrían bien al negocio él optó por evitar un disgusto a Ana. Ya, ya sé que con toda seguridad en el siguiente bar Paco dejaría buena parte de sus monedas, pero el camarero impasible hizo lo correcto sin ninguna duda. Hacer eso, lo correcto debería preocuparnos más en los tiempos que corren.
Rumbo a La Bañeza, pusimos música nueva, grabada para la ocasión, mi repertorio del coche llevaba tiempo sin ser renovado y la cita lo requería.

Pepe y su bodega
Llegamos a La Bañeza pasadas las dos de la tarde y ya nos decían que cinco minutos más y nos quedábamos sin comer, por supuesto nos estaban esperando con la mesa puesta. Lo primero que casi dijo Pepe fue aquello de "comeremos con vino ¿no?" Yo que ya sabéis soy fácil dije que "por supuesto". Así que me vi bajando la escalera a la bodega de Pepe, dos vasos y la jarra, ya que estás abajo no vas a subir solo con la jarra llena, tendrás que probar de las distintas tinajas... El vino regó una opípara comida con primero de cuchara y segundo de tenedor como hacía tiempo no degustaba. Finalizada con café, dulce y una (o dos) copitas del aguardiente de Pepe. No había más remedio, se necesitaba una siesta para poder recuperarnos del viaje...
Por la tarde hicimos algo de compra con la Abuela de Beatriz, tenía que comprar entre otras cosas la caballa de la cena. Por la noche se repitió la ceremonia del vino antes de la cena, no se puede cenar sin la jarra llena. Al finalizar, de nuevo el aguardiente y una nueva bajada a degustar la limonada que Pepe está preparando para la Semana Santa y un aguardiente con arándanos... He traído provisiones para mi casa que el aguardiente me viene bien para combatir resfriados...

El día D
No pasé muy buena noche, yo creo que fue por la caballa, no estoy acostumbrado a comer pez, Beatriz opina que sería más por lo que bañaba a la caballa... ¿Quién sabe? Salimos de casa de los abuelos con una niebla puñetera e intentando no despertar a nuestros anfitriones, que bastante lata ya les habíamos dado.
Aparcamos el coche frente al Pabellón de deportes donde hace unos años terminamos la San Silvestre Leonesa, con nuestros irreductibles compañeros, un marinerito y las hermanas Vicente al completo. Ya me está llamando Saturnino, quedamos en vernos en el Hispánico.
Allí nos encontramos tod@s los del Nunca y Tecolinha, Pedrín y más gente de la quedada en la fuente del polideportivo orquestada por nuestra caótica Leonesa. Por cierto bonita fuente Teco ;D
Ya yéndonos a nuestra posición de salida, coincido con L.A. e intercambiamos algunas palabras de ánimo. También con Rodrigo, primo de Beatriz y con nuestro reportero de cabecera de Planeta Running, Daniel que nos vio y se acercó a saludarnos, por cierto que batió su marca personal en Media Maratón, felicidades.

La carrera
Antes de empezar a correr ya sabía que no iba a ser mi mejor día, aún así tenía claro lo que podía esperar de la carrera y el tiempo que pensaba realizar... Una vez más los planes no salen como uno tiene pensado.
A los cinco kilómetros la combinación de zapatillas y calcetines ya me había generado sendas ampollas en ambos pies que me fastidiaban y mucho. ¡¡Parezco nuevo, leñe!! Aún así aguanté con bastante estilo, aunque esté mal que lo diga yo de mí mismo, hasta el kilómetro once más o menos. Ése lo corrí con Tecolinha y Pedrín que me dieron caza a esas alturas de la carrera. En ese kilómetro me descolgué y paré a descansar los pies. Sin posibilidad de conseguir lo que pensaba al principio, empecé a buscar alguna motivación para los diez kilómetros restantes. La primera idea que se me pasó por la cabeza fue esperar a que alguna o las dos guerreras del Nunca me alcanzarán y proseguir el recorrido con ellas si las podía aguantar el ritmo.
Pero ya sabéis mis planes no salen nunca como los pienso, así las cosas me crucé en el camino con el dorsal 1304, José Manuel Carballal Puente. Entablamos conversación y me confiesa que tiene las piernas agarrotadas y que va a tener que abandonar. Me dice que es su primera Media, que es de León y que lleva poco más de un año corriendo. He aquí la motivación que estaba buscando para proseguir en carrera, gracias a José Manuel veo la luz. Así que le digo "tú sígueme que al tran, tran la terminamos". La verdad no andaba muy bien de cabeza sobre todo, pues sus piernas le demostraron al final que seguían teniendo gasolina. Cruzamos las palabras justas, no quería agobiarle hablando, intenté ir animándonos con la cuenta atrás de los kilómetros que nos quedaban. "Vamos a pasar por mi casa..." me comentó a unos dos kilómetros de meta, yo le espeté "ahora sí que nada de nada de pensar en dejarlo, si ya lo tenemos..."
En definidas cuentas, José Manuel terminó su primera Media en su casa y en meta como se puede ver en este vídeo me agradeció la compañía, cuando yo tenía tanto o más que agradecerle a él.

Epílogo
La parte de las emociones y sensaciones de la carrera de Beatriz, se las dejo a ella y su prometida entrada, no desesperéis, con ella no solo se cae el mito de los funcionarios que no trabajan, además se empeña en seguir estudiando y estudiando, es una chica atareada, pero ya nos lo contará.
Estas carreras suelen tener siempre un epílogo gastronómico, por supuesto lo tuvo y por qué no decirlo fue de lo mejor del domingo. Pero para mí el epílogo lo encontré anoche en el correo del Nunca, era un mail de José Manuel buscándome para agradecerme que le ayudara a culminar la carrera. Mi epílogo es en esta ocasión moral, no os imagináis el subidón de moral que tuve ayer al leer su mail después de un día cuando menos intenso. El fin de semana empezó con un gesto, el del camarero impasible que me asombró, y terminó con el gesto de José Manuel que me emocionó.
Un saludo.

15 comentarios:

EFESOR dijo...

qué bien me suena la Media de León. Lo cierto es que hace años visitaba mucho esa ciudad y me estan entrando ganas. Veremos si un año de esto la hago con todos vosotros.

Quique dijo...

Comer Pez!!!! ja,ja..

Enhorabuena por tu fuerza de voluntad por terminar y llevar a meta esas 2 ampollas...

Muy emotiva la llegada, eres grande amigo.

Un saludo
Quique

Beatriz dijo...

Gestos como el de José Manuel engrandecen al ser humano. Y eso nos hace tanta falta... Enhorabuena por no rendirte. Estoy segura de que estás disfrutando más que si hubieras batido tu MMP.
Ahora toca recuperación, pero alejado del orujo de mi abuelo, ¿eh?
Besitos.

Commedia dijo...

¿Por qué será que siempre tienes que probar algo nuevo? (el té, la caballa).

Fresnedillas es este sábado ¿no? Procura descansar, hombre, que menudas palizas te pegas.

Mauri dijo...

Abe, siempre es un placer leerte. Estoy seguro que el regusto de las ampollas y la caballa ha quedado diluido en todo lo que has experimentado este fin de semana.
A seguir disfrutando de esto y gracias por estar ahí conmigo ese ratito jodido.
Un abrazo.
A ver que nos cuenta Beatriz.

Tecolinha dijo...

¡Vaya! Pues sí que llevabas estilazo, porque de las ampollas no se te notaba nada de nada. Encima, aguantando nuestra promoción turística estoicamente.
No te vi parar. Lo siento :-(

superop dijo...

Bueeeeno, por fin hay crónica... ya estaba yo preocupado...

De lo del pez, ni hablamos. Confirma una vez más nuestra teoría de toda la vida de que si Dios hubiera querido que comiéramos pez, nos hubiera dado aletas y branquias para pillarlos...
Sobre la carrera, con ampenes incluídos (lo de ampollas es una grosería)... pues muy bien, teniendo además en cuenta la labor de apoyo moral, gran suerte tuvo este pobre hombre de encontarte a ti precisamente...

Creo que lo bordas cada vez que corres, aunque tú no te lo creas demasiado...

Un abrazo...

Olga y Alfonso "Halfon" dijo...

Abe, vengo desde el blog de Tecolinha y con tu permiso me quedo a leerte.

Buena carrera, incluso con las invitadas, encontraste la motivación para llegar a meta.

Saludos,

Pablo dijo...

Muy emocionante, sí señor. Enhorabuena por la media, por el estilo, por la motivación encontrada, por el sufrimiento, el disfrute y por todos los gestos.

SONIA dijo...

De verdad que esta Media se ha convertido en algo muy especial para los miembros del Nunca, precisamente por anécdotas como la que describes, y las sensaciones que deja son indescriptibles... así da gusto correr!
Nos vemos en la próxima!!

Un abrazo!

Alberto dijo...

No es porque seas mi hermano, pero eres un crack, cuidate esos pies que en semana santa te voy a dar caña de la buena.
Te quiero Abe, eres especial "jodón".

THE BOSS

Alfonso dijo...

A veces pienso que el mundo es el resultado de una gran suma de buenos gestos y de malos gestos. Y que todas nuestras pequeñas acciones individuales acaban contando. Tres gestos, el del camarero, el de José Manuel y el tuyo. Sí, una gran media la de León. Enhorabuena!!!

Josemi dijo...

¡Qué historias tan majas y qué bien contadas!
El vídeo es encantador. Gran tipo el Abe, este.

Anónimo dijo...

Que bonita imagen la del último fotograma del video.

Javi Caótico

Abe dijo...

Efesor, sí que suena bien, merece la pena correrla, así que anímate que allí nos encontraras a tod@s ;D

Quique, "comer pez" para mí tiene más mérito que "correr con ampollas" ji ji ji ji¡¡¡¡

Beatriz, del "orujo de tu abuelo" no me puedo alejar mucho... Ya sabes lo pequeña que es la casa donde vivo ji ji ji ji¡¡¡¡

Eduardo, no aprenderé nunca ¡¡parezco novato!! De lo de Fresnedillas os contaré algo durante la semana ;D

Mauri, lo alucinante es que recuerdes quién estaba allí en ese "ratito jodido" je je je, espero estar siempre en los "ratos buenos" que es lo que se nos da de vicio ;D

Teco, cuando nos pusimos a la para ya os dije que mi "ritmo" estaba más atrás, como guías turísticos no tenéis precio ;D

Super, si no pasta por los prados o come bellotas, no puede ser bueno ¡¡por diosssss!!

Olga y Alfonso, bienvenidos a vuestra casa, mientras encontremos motivación seguiremos corriendo ;D

Pablo, gracias, se te hecho de menos en la caótica, menos mal que vendrán más.... ;D

Sonia, la gente especial hace especial todo aquello que toca ;D

Hermanito, ¡¡miedo me das!! Ya veremos si "perro ladrador..." ;D

Alfonso, el mundo es sin duda lo que es por los "gestos", para bien o para mal...

Josemi, ¡¡qué engañado te tengo!! ji ji ji ji ji¡¡¡

Javi, menuda marca en la media universitaria ¡¡eres un crack!! ;D

Saludos a tod@s¡¡¡

Publicar un comentario

Los Blogs no son poca cosa sin tus comentarios...